escriptors catalans vius autores nuevos mejores libros novela negra

Premios para el lector

Estos días estoy releyendo algunas opiniones sobre los premios literarios, opiniones que cada año se repiten con motivo de entrega del conocido Premio Planeta. Cada año la misma historia.Yo no opinaré al respecto. Me aburre repetir siempre la misma historia.
Hay lectores que se enfadan, y creen que ese tipo de premios no disponen de calidad literaria y demás. No seamos ingenuos. Como lectores debemos entender que la industria del libro es una industria más, y, por lo tanto, como tal, busca hacer negocio y ser rentable para sus inversores.
De la misma manera que no se publica un libro porque no se cree que pueda ser comercial, tampoco se otorga un premio a un libro que no sea de interés estratégico para la editorial que lo premia. No nos engañemos: el negocio es negocio.
Estoy segura que existe la finalidad de premiar a ese autor que gana un premio, la finalidad de premiar esa novela que el jurado ha considerado en bien por encima del resto. Aunque sobre todo, no debemos olvidar que quién lanza el premio es una empresa editorial, y como tal, su motivo de existencia no es premiar sino generar beneficios a sus inversores. En consecuencia, es lo más normal, estratégicamente hablando, que un Premio de determinadas características se otorgue a un autor previamente “testado” por la editorial en su mercado de actuación, y cuyo éxito de ventas este casi “asegurado”.
Tras estas palabras, algunos escritores pensaran que, quizás, lo “más adecuado” sería modificar las bases de participación en el Premio…pero, para el escritor no conocido, el solo hecho de participar le facilita la posibilidad de ser conocido por un jurado, y quién sabe, si de ahí, obtener una posibilidad de ser publicado. Aunque también es cierto, que es una situación injusta, para escritores noveles o para escritores también ya conocidos que por diversos motivos, no disponen del “gancho” o la “facilidad” para llegar a un público tan extenso y diverso.
La industria del libro es una industria consolidada, que después de verse afectada durante unos años por las nuevas tecnologías, vuelve a reflotar con un incremento de compra del libro tradicional. Volvemos a los orígenes, parece ser. Como también hay un despunte de nuevas editoriales pequeñas, que prefieren publicar libros de más calidad a libros más comerciales.
Se trata de una renovación de la sangre que corre por las venas del sector, por lo tanto, quizás aparezca un nuevo premio que, como el público lector espera, se dé por su calidad y no por su estrategia de marketing en el mercado. Y es que como me comentaba un amigo editor hace poco, en la industria del libro nunca se sabe, quizás un libro no sea considerado de interés, y luego, cuando el escritor lo consigue publicar se convierte en todo un éxito de ventas en el mercado. Por lo tanto, poco importan los premios o la estrategia de venta de la editorial que lo lance al mercado, si quién realmente decide, finalmente, es el lector.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *